• Noé Cedillo

Mujeres que transforman

Nos llena de orgullo reconocer la importancia que el rol de la mujer está cobrando en la última década. La política, ciencia, negocios y tecnologías de la información; este último aspecto prácticamente dominado por hombres.

Cada vez más mujeres acaparan los titulares en medios de comunicación en todo el mundo. El rol de género en la industria TI está trascendiendo más allá de los servidores y cables conectados; no hay aspectos sociales, económicos y empresariales que no se contagien de un sentimiento de entusiasmo renovador que es el ver a una mujer al frente de una organización.


¿Por qué no hay más mujeres líderes del mundo digital?

El área de las TIC siempre ha tenido la reputación de ser el dominio del videojugador, del hacker, todos estereotípicamente hombres. Incorporar más mujeres significa un desafío en las empresas de tecnología donde el éxito o potencial se proyecta en base a los rasgos comunes con empresas exitosas del mismo ámbito.


Google y Apple reconocen que a partir del 2015, las mujeres representan sólo el 30% de su plantilla de trabajadores.


Expertos indican que la razón del por qué más hombres que mujeres se interesan en profesiones digitales quizá viene desde nuestra infancia, cuando por cultura los chicos recibían Legos para la Navidad y las niñas Barbies.

Esta brecha cultural basada en las diferencias en educación, generan un imaginario social por el cual se cree que las mujeres se interesan más en la moda y en el entorno familiar y los hombres en la programación informática, la construcción y la creación de nuevos objetos.


El aporte de las mujeres CEO Tech

El aporte femenino en la industria de la tecnología ofrece una perspectiva diferente y es fundamental para el futuro del sector. Se espera que paulatinamente la mujer continúe tomando protagonismo en el mundo de la tecnología, pues aún queda un largo camino por recorrer para lograr, de una manera más equitativa, la participación de la mujer en el mundo digital.

Los mencionados anteriormente, donde las mujeres hacen gala de un poderoso talento, no sólo significan una posición de liderazgo, sino que allanan el camino para una nueva generación de mujeres que deseen desempeñar un papel importante en este campo.